jueves, 26 de septiembre de 2013

Palabras prohibidas... La autocensura de la razón

Difícil que una comunidad, un país, un mundo avancen cuando existen palabras y temas prohibidos en el diálogo social a cualquier nivel. Son anclas pesadas como losas, como lápidas, que matan el diálogo y el cambio social.

Desde A Coruña - Galicia (España), para cualquiera que siga este espacio en texto, voz o vídeo desde cualquier lugar del mundo...



En mi relación personal con otras personas, con grupos, con colectivos sociales y políticos, con instituciones, he descubierto a menudo la presencia de tabúes, palabras "difíciles", temas que se esquivan porque provocan conflictos.

Son las reglas no declaradas del inmovilismo social, de la parálisis impuesta a la palabra, a la razón, a toda posibilidad de cambio y evolución social libre. Son la herramienta de la soledad individual y el aislamiento grupal, la negación del futuro por el camino del miedo al cambio.

La claridad mental de la colectividad es fruto de la reflexión de los individuos, del diálogo abierto y el paso del tiempo. Todos los caminos se abren dando un primer paso y yo procuro cada día abrir camino en la medida de mis posibilidades.

En la arena de este circo nos veremos, detrás de la cámara, con el bolígrafo en la mano, estaré como testigo cuando las circunstancias lo permitan, pero no esperes de mi solo la simple observación, a menudo estaré en la procesión y tocando las campanas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Bienvenido, gracias por tu visita!